martes, 18 de octubre de 2011

Hígado encebollado

Un clásico dónde los haya …… 








Por lo general soy de buen comer, salvo algunas cosas entre las que se encuentra el hígado . La única manera en que lo admito es preparado de esta forma, con mucha cebolla pochadina y tierna .


Tan bien olía la cocina que mi amigo “el cerdito limonero” decidió acompañarme mientras me contaba alguna confidencia asi en petit comité ;)
¿A qué es simpático mi chiquitín?..... : ) 








(Edito ya que me preguntáis algunas  como lo he hecho )
Si queréis tener un amiguito asi, tan sencillo como escoger un limón que tenga en uno de sus extremos la forma saliente y redonda para que se asemeje al morro. De ojos, dos granos de pimienta negra , recortamos unos triángulos encima de los ojos que serán las orejas , las patas se pueden poner palillos o pinchitos como hice yo y el rabito con un trozo de corteza fina y ya está , un lindo cerdito para acompañar nuestra mesa y hacerla divertida ;)






Ingredientes :

4 cebollas grandes
½ kg de hígado de cerdo
Aceite de oliva virgen Hojiblanca
Una cda de pimentón dulce y una pizquita picante
Sal
3 dientes de ajo
Patatas cocidas  









Elaboración :

Limpiamos bien el hígado y lo cortamos en trocitos pequeños . Lo pasamos a un plato o bandeja, le repartimos los dientes de ajo picaditos y lo reservamos.

Pochamos las cebollas una vez limpias y cortadas en una sartén o cazuela con un chorrito de aceite a fuego lento . Cuando casi están listas, les añadimos el pimentón y removemos.

En otra sartén con un hilo de aceite freímos el hígado vuelta y vuelta . Lo pasamos a la sartén dónde teniamos las cebollas. Dejamos dos minutitos para que se mezclen los sabores, salamos,  y retiramos del fuego.









Mientras habremos hecho unas patatas cocidas cortadas en rodajas o trocitos , como mas nos guste.

En una cazuela colocamos las patatas en el fondo y sobre ellas depositamos el hígado encebollado.  Dejamos reposar un poquito y servimos. 









Me gusta servirlas en cazuelitas individuales de ración .

 Buen provecho !!!



86 comentarios:

  1. Bego, no imaginas el chorreo de babilla que tengo, ahora mismo pincharia con el tenedor y no paraba. me encanta el higado así, lo que no lo he probado con la patata, lo haré mas pronto que tarde.
    Muxuak

    ResponderEliminar
  2. Ummmmm!!! que rico!!! Te ha quedado todo genial, la receta, la explicación y la presentación. Perfecto!! Besoss!!!

    ResponderEliminar
  3. Una receta buenísima!
    Me ha gustado mucho la maceración de ajitos y toque de pimentón, yo no lo hago así y creo que le falta algo. Lo probaré. Suelo hacer este plato con hígado de ternera, imagino que da lo mismo.
    Las patatas del fondo geniales! Tomo nota de todo.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. me encanta el hígado y encebollado me pierde jajaj que buena pinta,te quedo genial ,ahora que tu amiguito es una maravilla me ha encantadooooo,un beso

    ResponderEliminar
  5. No me gusta el hígado, pero tengo que reconocer, que así presentado tiene buena pinta.

    ResponderEliminar
  6. Que rico Bego, tiene una pinta deliciosa, por cierto muy mono el cerdito :) besitos

    ResponderEliminar
  7. Recuerdo este plato de cuando eramos pequeñas, así lo hacía mi madre, pero que rico estaba! y yo ahora de mayor nunca lo he hecho. Monísimas las cazuelitas.
    Besos

    ResponderEliminar
  8. Me gusta el hígado y así encebollado le da mucha suavidad y con las patas un plato completísimo.Tienes un amigo muy divertido y simpático.Besos guapa.

    ResponderEliminar
  9. Que rico, me encanta, el otro día lo tomé a la plancha.
    Tienes unas cazuelitas como las mías.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  10. Me ha gustado mucho la receta Bego querida y que aspecto tan rico hummm me gustan muchos los platos encebollados

    besitos guapa!!

    ResponderEliminar
  11. Bego te ha quedado estupendo. Mi madre lo prepara así tambien pero a mi no me gusta nada el hígado.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  12. Me llevo tu receta. El higado me encanta y el tuyo tiene muy buena pinta. Besos

    ResponderEliminar
  13. hoy tengo suerte, este es otro de mis platos favoritos, me lo comía de pequeña y aún ahora, sin limite de cantidad!!!
    Te ha quedado tan bueno...que dan ganas de hacer uno.
    Además la cebolla de la un toque dulzón que me rechifla.
    besos mil

    ResponderEliminar
  14. Bego, el cerdito limonero es una cucada, y el plato lo hago como tú, camuflado entre kilos de cebolla, así si está bueno. Mi marido mataría por echar mano a tu cazuela amarilla jajajaja.
    Besitos

    ResponderEliminar
  15. Esto tiene una pinta que dice comeme, comeme!!!
    que rico por dios!!!
    feliz tarde!!

    ResponderEliminar
  16. Rico, rico, me encanta el hígado. De niña comíamos mucho hígado y riñones, hoy un día solo le gusta a mi y mi nuera.Mil besos

    ResponderEliminar
  17. Paso a saludarte y me quedo con el cerdito limonero, porque con el hígado no puedo.
    Besos guapetona.

    ResponderEliminar
  18. En casa el hígado encebollado les fascina....a mi la verdad nuna me ha gustado, tiene que estar casi chamuscado para comermelo...jajajaja. El tuyo tiene una pinta que es absolutamente maravilloso!!

    Besotes linda.

    ResponderEliminar
  19. Hola Bego.

    A mí me encanta el hígado, lo como como sea, frito, a la plancha, al ajillo, y así encebollado me vuelve loca. Nunca lo hice así con patatinas y desde luego te ha quedado fantástico y la presentación aún mejor.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  20. Esta receta la recuerdo de cuando éramos pequeñas y la verdad, no era santo de mi devoción. Al pasar de los años, y viendo con la pinta que te ha quedado igual me animo a repetirlo.
    El cerdito limonero es simpatiquísimo, me encanta!!!
    Bsos

    ResponderEliminar
  21. Bego, me pasa lo mismo que a tí.Mi madre ha luchado toda la vida conmigo para que me comiese el filete de hígado.Decía que si el hierro, que si las vitaminas...Pero yo, hasta hace poco era lo único que rechazaba.Me he reconciliado con el hígado hace poco tiempo y encebollado debo reconocer, mamá tenías razón, es una delicia y tiene un sabor exquisito.Esa ollita amarilla es...preciosa, una monada.
    Te mando un beso enorme y me llevo una tapita de esta delicia.

    ResponderEliminar
  22. Pues a mí me encanta, de pequeño lo comía mucho, ahora menos. Me lo has recordado tengo que recuperlarla.

    Saludos

    ResponderEliminar
  23. A mi el hígado me gusta muchisimo de todas formas, ainssss si es que son tan poquitas las cosas que a mi no me gustan...
    Este plato esta exquisito asi con tanta cebollita mmm!!!
    Un beso

    ResponderEliminar
  24. no soy muy dada yo a comer hígado,la verdad sea dicha, todo lo contrario a mi costillo al que le encanta, y que por el colesterol, lo cata de muy tarde en tarde.
    Esta receta me gusta, fijate tú, con sangre en vez de con hígado, cebollita pochadita, orégano y la sangre cuajada a pedazos uhmm también es un auténtico placer.

    besos guapa!!

    ResponderEliminar
  25. Yo tengo que confesar (parezco la tonadillera jajajjajaja) que no me gusta nada pero a todos mis hermanos y mi madre les encanta, les dejaré tu propuesta.
    Lo que me ha encantado es tu cerdito y tus ollitas, fantásticas.
    Un besito por dejarte mi ración vale?

    ResponderEliminar
  26. Yo ni así me lo como, uuufff buuaagg...
    Pero el cerdito me encanta que lindo!!
    Besines
    Nieves

    ResponderEliminar
  27. Un plato estupendo Bego,en casa el higado nos gusta a todos...que chulo el cerdito,me ha hecho mucha gracia.
    Besets.

    ResponderEliminar
  28. Ay, Bego, yo lo siento pero hoy no como contigo, el hígado es una de las cosas que no me gusta nada, sea de la forma que sea.
    Tu amiguito de confidencias es una auténtica monada, la de cosas que contaría si pudiera hablar, a que sí?
    Besitos guapa

    ResponderEliminar
  29. Pues mira lo que te digo Bego...Ahora clikeo el ratón cojo toda la receta...le doy a copiar y me la llevo a la carpeta de pendientes, abro el Word de recetas donde pone pendientes y la copio... Próximamente en nuestra mesa....Deliusssss!!!
    Besos

    ResponderEliminar
  30. Yo soy como tu Bego, no me gusta nada el higado ni los sesos es algo insuperable. Me encanta el cerdito je je y la olla tieneun color precioso, me ha enamorado.

    ResponderEliminar
  31. Bego ,el higado me encanta ,ahora no puedo comer todo lo que me guata por el colesterol ,pero me apetece un monton este tuyo
    besinos

    ResponderEliminar
  32. Bego se ve divino, tiene una pintaza que pa que, el cerdito una cucada que guapo.
    El hígado en casa mi mamá lo preparaba y a mi me encantaba, a mi marido le gusta, pero los hijos repartidos, de todas formas hace mucho que no lo hago y me voy a hacer una idea jejejejejj. Besitos guapa.

    ResponderEliminar
  33. En casa nos encanta, y a mi particularmente más el de cordero. Pero me pasa lo mismo que a ti, que tiene que ser con cebollina, si no me cuesta. Esas patatas!!!!!

    ResponderEliminar
  34. A mi no me va mucho el higado pero así encebollado lo tolero...me recuerda el pueblo cuando hacíamos la matanza y mi madre lo ponía asi!!
    Las fotos te quedaron preciosas y esa cazuelita es una monada.
    Besitos guapa
    Ah el limón también me ha gustado mucho!!

    ResponderEliminar
  35. Me encantaba el higado....pero un dia deje de comerlo no se porque.....tu plato se ve delicioso!!.......Abrazotes, Marcela

    ResponderEliminar
  36. Así es como yo lo preparo, aunque, la verdad, muy de tarde en tarde.
    Las cazuelitas individuales son una chulada.

    Un beso, guapa

    Y el limón, muy gracioso :D

    ResponderEliminar
  37. Ay Bego mi hija cómo tu me haces eso! Mi marido diría "là, tu me prends par les sentiments"
    Mi madre me lo preparaba así, pero en casa ahora soy la única que lo come y jamás lo preparo...te queda algo?

    ResponderEliminar
  38. Es una de las maneras que mas me gusta para preparar el hígado. Te ha quedado genial. Un besazo.

    ResponderEliminar
  39. Nos encanta el hígado, en Navarra el de corderico de leche con unos pimientos choriceros está de muerte, aquí en Gipúzkoa se vende mucho de ternera pero, lo preparo de ciento a viento porque mi hija se pone mala sólo de verlo. Siempre he tenido duda de si la vuelta por la sartén, antes de echarlo a la cebolla es a fuego fuerte..
    Me gusta el cerdito limonero y + todavía la cazuelita.
    Besos, vaya rollo que te he soltado.

    ResponderEliminar
  40. Pero que rico el hígado encebollado....¡hace mucho que no lo preparo!. Pues a mí si que me gusta de todas las maneras, pero encebollado me pirra. Y ahora explícame lo del cerdito limonero :) , pero que gracia que me ha hecho. Besitos guapa, espero que ya estés recuperadita del todo

    ResponderEliminar
  41. Que rico!!. Siempre me ha encantado sobre todo así. Riquísimo.

    Besos!

    ResponderEliminar
  42. IN-PRE-SIO-NAN-TE¡¡¡¡ como diría Jesulin en cinco palabras.
    Me encanta este plato, nunca le puse las patatas, me quedo con la idea.
    Hasta la próxima, un abrazo.

    Pedro

    ResponderEliminar
  43. Uf, con esta receta me has acabado de conquitar. Una de mis comidas favoritas!! Buenísima!! Besos

    ResponderEliminar
  44. IN-PRE-SIO-NAN-TE, como diría Jesulin, en cinco palabras.
    Me encanta este plato, te ha quedado bordado, presentación, fotos, etc.
    Nunca le puse patatas como tu, pero me quedo con la idea.
    Hasta la próxima, un abrazo.

    Pedro

    ResponderEliminar
  45. No puedorrrrr Bego ;) Cuando se lo hago a Jorge pa comer me da algo al manipularlo!!! y lo bien que huele, y cómo me gusta mojar en la salsa!!! pero el higadillo... ay que no ;)

    ResponderEliminar
  46. Lo siento pero hoy no comulgo jajaja ;)

    Mira que hace años que no se hace en mi casa, pero tengo el olor metido en las fosas nasales...a mi novio sí que le encanta.

    Ayyyyyy como me he reído con tu amigo el cerdito jajaja, es genial! Yo quiero uno! :)

    Muack!

    ResponderEliminar
  47. Muy rico con esa salsita tan rica!!! Un abrazo de Doris... me quedo y te sigo. besos

    ResponderEliminar
  48. Chikitina ya sabes que a mi el hígado mucho no me va pero vengo a darte las buenas noches
    jajajaja el cerdito limonero ¿tiene nombre? mira que puede hacerse famoso !! tiene cara de minerito ¿lo podemos adoptar?
    corto y cambio

    ResponderEliminar
  49. Ciertamente el higado tiene muchos detractores....no saben lo que se pierden, estan buenisimos.
    besos

    ResponderEliminar
  50. Bego, que rico, hace un siglo que no lo tomo, solía pedirlo en un restaurante que lo hacían de muerte!!!
    Te ha quedado con una pinta extrordinaria. No te queda un platito para mí???

    Besitos mi linga Bego,

    ResponderEliminar
  51. Hola Bego, hay alguna diferencia de sabor entre los hígados?, yo no lo como, pero a mi marido le gusta mucho y tiene congelado hígado de conejo, me gustaría hacer tu receta, no tengo muchas ideas con el hígado.
    Besitos

    ResponderEliminar
  52. Hace muchísimo tiempo que no lo tomo, pero me gusta mucho.

    Bicos.

    ResponderEliminar
  53. Cuando era pequeña tuve una anemia muy grande y me obligaron a comer higado a todas horas.
    Como te puedes imaginar lo aborrecí y el higado es de los pococs platos que no como, pero te aseguro que asi lo probaria y seguro que me gusta.
    Un besazo cielo!!

    ResponderEliminar
  54. Bago,
    Se ya quedado con un aspecto fabuloso... me ya gustado mucho : )

    Besitos

    ResponderEliminar
  55. Hacía tiempo que no lo preparaba y la semana pasada mi hija estaba un poco pocha y muy blanca así que le compré higado de cordero y lo preparé cómo tu, lo único que le añado es un poquito de vino blanco, está riquísimo y tiene mucho hierro.

    ResponderEliminar
  56. El hígado encebollado me encanta!! me recuerda las cenas de cuando era pequeña, mi padre lo preparaba genial. Te queda genial en cazuelitas, me ha gustado un montón, al igual que tu cerdito.

    bicos

    ResponderEliminar
  57. Bego, me encanta el hígado como lo has preparado, con ese toque picante. Aquí sobre todo se comía en las matanzas ( ahora apenas quedan ya) . El colega cerdito limonero supersalao jeje. Una presentación fantástica, como todo lo que preparas.
    Besines wapa

    ResponderEliminar
  58. Una receta muy rica,en mi casa lo comíamos cuando se hacia la matanza,pero ahora no lo compro nunca.besinos Encarnita.blog paraiso

    ResponderEliminar
  59. Bego eu já estou melhor, obrigado até já ando a fazer umas asneiras na alimentação eheheh e tu como estas?
    Apesar de já não comer à muito tempo adoro fígado de cebolada e o teu prato esta delicioso.

    Beijinho

    ResponderEliminar
  60. Aunque a mi el higado no me gusta demasiado, reconozco que este tuyo tiene muy buena pinta asi con las patatitas. Un besito

    ResponderEliminar
  61. Me encanta la pinta que tiene este plato... De pequeña lo tomaba pero con el hígado achicharrado porque no me gustaba nada (lo que son las cosas ahora me encanta...) Lo hago algo diferente pero me ha gustado esta forma de ponerlo tuya. Lo haré para probar
    Besos

    ResponderEliminar
  62. Mucho cuidao, a ver si ese cerdito limonero va a meter su hocico en mi ración !!! porque es miiiiiaaaaaaa, sí nena, me has dao en toa la pella !!! me encanta la casquería.. toda todita para mi.

    Mi padre hace unos ratoncitos monisimos con las aceitunas jijijiji, mas graciosos tambien.

    Muchos besitos linda.
    Afri

    ResponderEliminar
  63. yo lo hago de otra forma a ver si la subo un dai,esta tuya tiene una pinta exquisita!
    saluditos.
    http://conaromaacaserito.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  64. la verdad es que tiene buena pinta....pero a mi estas partes de los animales me dan un poco de repelús.....
    el cerdito esta guay!!!
    bssss

    ResponderEliminar
  65. Ummmm, me has despertado recuerdos de infancia, mi madre lo hacia muchisimo, que rico!!!!, nunca lo he hecho y mira que me gustaba, y las vitaminas que decia mi madre que tenia!!
    bsss

    ResponderEliminar
  66. A mí me pasa como a ti, mira que suelo tener buena boca... pero el hígado es una cosa que no puedo con ella, y mira que mi madre dice que de pequeña me encantaba, seguro que lo aborrecí!! jeje
    Viendo tu preparación casi me atrevería a probarlo pues se ve genial!!
    Un besazo guapa y otro para tu cerdito limonero jeje

    ResponderEliminar
  67. ¡¡¡Uuufff!, cuantos años. Así me lo preparaba mi madre cuando iba con pantalones cortos (y no era verano), porque era la única forma de que me lo comiera... De eso debe hacer la friolera de... ni te lo digo.

    ResponderEliminar
  68. Hace un montón de tiempo que no como el higado es que me pasa como a ti, claro hermanitas teníamos que ser!, tengo que prepararlo así, lo de las patatas me ha encantado.
    Y el cerdito pero que cosa tan mona, te imaginas toda una mesa llenita de ellos, jejejej
    Un beso guapa!

    ResponderEliminar
  69. Bego se ve con una pinta estupenda y además así lo prepara mi madre.Como yo no soy de carnes me quedo con tu cazuelita que me encanta.
    Bsitos princesa

    ResponderEliminar
  70. Ains mi Bego, que ya llegooo!!!!..con lo que me gusta a mi el higado y mira que horas..seguro que ya no quedan ni los restos que llevarme a la boca!! :)..sabes como lo he llamado yo toda la vida??? higado a la Veneciana..y no me negarás que tiene muchiiisimo más glamour!!! Jajaaa!!!!
    ale!!!..y mañana que harás??? algo rico como tu sabes hacer??, me adoptarás??? :))))
    cariños mi niña!

    ResponderEliminar
  71. Bego como os cuidais de bien, con lo saludable que dicen que es el higado. Yo reconozco que no es santo de mi devoción, pero Gonzalo es devoto, le encanta el higado, así que te copio la receta que se va a llevar un alegrón. Besos.

    ResponderEliminar
  72. Bego, acabas de poner uno de mis platos preferidos (bueno es que a mí me gusta casi todo)y además hace mucho que no lo tomo, así que viendo tu receta me han entrado ganas y estoy dispuesto a hacerlo en breve.
    El "gocho" te ha quedado muy chulo.
    Besos
    Jorge.

    ResponderEliminar
  73. No se que decirte que no te hayan dicho ya que seguro que estaba delicioso y cocinado con mucho amor! eso sobre todo se nota ! jejeje un besín wapísima

    ResponderEliminar
  74. El cerdito una cucadaaaaaaa amos le pongo en la mesa y mi peque no lo suelta que gonito.
    El higado encebollado solo lo como en la matanza y mas o menos lo hacemos asi.
    Tambien es costumbre el dia que se parte el cerdo cortar unos filetes para hacer encima de una pizarra a la brasa ,luego le pone un poco de sal por encima ,se pone encima de una rebanada de pan y listo para comer ,tambien esta guenisimoooo pero yo soy imcapaz de comermelo a las 11 de la mañana jis..jis.
    Bicos mil wapa.

    ResponderEliminar
  75. Vaya delicia de higado,me encanta de todas las maneras pero esta la has bordado y me la llevo para prepararlo.
    Bego cielo gracias por tu lindo comentario,eres un sol¡¡¡¡
    Un besito muy grande preciosa.
    Ahhhh la presentación es preciosa.

    ResponderEliminar
  76. samiiiii :), me gustan más los riñonse encebollados, es q no me va mucho la casqueria en general, pero el cacharrito me ha enamorado

    ResponderEliminar
  77. Ya te digo yo que no sé si el higado así lo comería, jejejeje. Como de todo y mucho, y ni higado ni riñones ni nada de eso los he podido tolerar nunca. Bueno de niña, obvio, me los colaban, jejejeje. Aunque tengo que reconocer que con las fotos que haces....tiene una pinta buenísima. Igual si me lo preparas tú me lo como, ese debe ser el secreto.

    Besos miles!!!

    ResponderEliminar
  78. Bego mi madre cuando eramos chicos nos lo ponia así, con mucha cebolla para disimular el sabor del higado, a mi no me hacia mucha gracia, y nunca lo he cocinado.
    Besotes guapisima

    ResponderEliminar
  79. Yo no digo nada, yo no digo nada....las fotos preciosas tu mascota me encanta y ya sabes que te quiero jajajaja.
    Un beos de la morena empachada!!

    ResponderEliminar
  80. De pequeña sí comía hígado, pero un día me dio un aire y dejé de comerlo. Pero vamos, a los forofos del hígado este plato les parece un manjar... Un besote.

    ResponderEliminar
  81. ESTE PLATO SI QUE ES DE LOS DE TODA LA VIDA.MUUUUUUUUUUUUU
    Creo que te ha quedado de diez... no me extraña que el cerdito limonero tomara vida y se fuera contigo...
    Rico, rico.
    Besitos

    ResponderEliminar
  82. que delicia nena, como te cuidas eh!!!! lo has explicado de una manera muy fácil y me ha encantado el cerdito de limón jajaja

    ResponderEliminar
  83. Me gusta el hígado de hecho mi madre me daba bastante pues siempre fuí anémica y el médico me lo aconsejó. Me gusta la receta. Bss

    ResponderEliminar
  84. Me hicieron comer tanto de pequeña que ahora, no lo compro nunca. La verdad es que así encebollado y con la patatina tiene una pinta estupenda pero no me animo, jajaja

    El cerdito es una cucada.
    Besos.

    ResponderEliminar
  85. Ay hija, las cazuelitas de lo más chulas, pero con el hígado no puedo!
    Besotes

    ResponderEliminar
  86. Me pasa como a ti, no es uno de mis platos favoritos.
    Y también lo tomo, cuando no queda más remedio, picado muy menudito y encebollado.

    Besos,

    ResponderEliminar

Te agradezco enormemente tu comentario que el tiempo es oro y hay que estirarlo para que nos cunda.....Vuelve cuando quieras....... las puertas de mi cocina están abiertas para ti.
Muchas gracias.